"Idiotas, poscapitalismo y sociedad de la iluminación"

Dante Palma, autor de “El gobierno de los cínicos”: "Macri es un idiota, en un sentido clásico"

Así lo dijo el filósofo y comunicador, al referirse a su nueva obra, "El gobierno de los cínicos. 'Idiotas, poscapitalismo y sociedad de la iluminación", libro editado por Ciccus. "Más allá de algunos discursos de ocasión", Macri "ha sido alguien que tiene un desprecio por lo público. Es toda una nueva ola de democracias idiotas en Latinoamérica y el mundo", apuntó Dante Palma. Escuchá reportaje!!!


"El gobierno de los cínicos. 'Idiotas, poscapitalismo y sociedad de la iluminación'" es el nuevo libro del filósofo y comunicador, Dante Palma; en el cual plantea que "en la antigüedad, se llamaba 'cínico' a quien, desde su insolencia plebeya, desafiaba al poderoso y, con esa actitud, ponía en riesgo la vida. Con los siglos el término se reservó a aquellos que mienten aviesamente sin pudor o que, con distintos recursos, defienden lo que es difícil de defender".

"Pero el cambio más relevante fue que la insolencia del que nada tiene devino prepotencia del que lo tiene todo y el cinismo se transformó en el rasgo distintivo de una cultura atravesada por un capitalismo que exalta el tiempo presente u ofrece antidepresivos a quien no pueda sobrellevar la obligación de ser feliz", explica Palma en la obra que salió a la luz a través de Editorial Ciccus.

"Hay una intención clara de asociar el título del libro con el gobierno argentino, lo cual no creo sea una asociación incorrecta, pero sí 'El gobierno de los cínicos' es un fenómeno que trasciende la Argentina, es de carácter universal de las últimas décadas",dijo Dante Palma respecto a la obra..

 “Hoy se da la ironía de que la gente elige a idiotas, es decir, personas que desprecian lo público para que administren lo público”, sostuvo el ex panelista del programa de Tv, "8 7 8" al tiempo que en diálogo con Cadena BA, afirmó que “Macri es un idiota, en un sentido clásico. Más allá de algunos discursos de ocasión ha sido alguien que tiene un desprecio por lo público, es respetable, si bien yo estoy del otro lado, no estoy de acuerdo. Es toda una nueva ola de democracias idiotas en Latinoamérica y el mundo”.

Respecto de la actualidad del gobierno del presidente Macri señaló: “La principal fortaleza de Macri es la debilidad actual de la oposición, hay una posición difícil de destrabar con una figura como la de Cristina Kirchner que sigue teniendo un caudal de votos importante pero que no alcanza para construir mayoría, y a su vez cualquiera que quisiera disputarle ese espacio de oposición ha sido derrotado abiertamente y de manera aplastante en la última elección”.

Además, contó que en su rol de comunicador actualmente hace radio los domingos de 7 a 9 en Radio Del Plata.

- ¿Por qué titulaste a tu nuevo libro “El gobierno de los cínicos”?

- Hay una intención clara de asociar el título del libro con el gobierno argentino, lo cual no creo sea una asociación incorrecta, pero sí “El gobierno de los cínicos” es un fenómeno que trasciende la Argentina, es de carácter universal de las últimas décadas. La noción de  cinismo va mas allá de la actualidad en Argentina y lo que hace es un rastreo en los orígenes en donde fue casi una virtud, pienso en Sócrates, Platón, Aristóteles, incluso un poquito después. Esto marca los cambios que ha tenido el concepto de cinismo dese ese momento hasta la actualidad.

- Afirmas en el libro que el cinismo era la insolencia plebeya y después se convierte en la mentira, ¿a qué se debe este cambio?

- Si uno va a los orígenes y lo toma a Diógenes, caricatura esencial del cinismo, uno ve que era un tipo desafiaba al poder, ciertas normativas y prevenciones culturales, usaba muchísimo la ironía como forma de denunciar un estado de cosas. En la actualidad se transforma en la prepotencia del poderoso, el cínico es el que está en el poder no el que lo desafía, el poderoso humilla con cinismo y te hace creer que esa relación es la relación correcta, la de la humillación.

- Como subtítulo ponés: “Idiotas, post capitalismo y sociedad de la iluminación”

La noción de idiota no tiene que ver con el uso que le damos asociado a una debilidad cognitiva, sino al uso que se le daba en la antigüedad, el que despreciaba a lo público y era un tipo peligroso. Hoy se da la ironía de que la gente elige a idiotas, es decir, personas que desprecian lo público para que administren lo público. Después retomo esta idea, que no es mía, de post capitalismo que esta menos preocupado en la acumulación que en la circulación por eso está más centrado en la comunicación de signos que de bienes. Y el de iluminación porque se intenta asociarlo al iluminismo del siglo XVIII y esto está muy lejos porque la luz e la razón era la que iluminaba el camino de la humanidad hoy tenés un montón de perfiles privados que todo lo que hacen es poner las luces sobre su propia individualidad. Si la idea del siglo XX era escaparse del panóptico y leer “1984” y ver como el Estado podía cooptarnos hoy lo que hacemos es mostrarnos todo el tiempo, pensarnos como públicos de consumidores de perfiles de páginas web, entiendo que la sociedad de la iluminación es una de las formas en que se puede acceder a la noción de la sociedad actual.

- “Nunca subestimes a un idiota un día puede ser tu presidente”, decís en  una parte de tu libro. ¿Lo decís por el Presidente Macri o al kirchnerismo que fue quienes de alguna forma lo inventaron?

No me gusta personalizarlo, en todo caso cada uno hará su evaluación. Te puedo decir que haber elegido a un gobierno como el de Macri responde a esa clase de sociedad idiota. Macri es un idiota, en un sentido clásico. Más allá de algunos discursos de ocasión ha sido alguien que tiene un desprecio por lo público, es respetable, si bien yo estoy del otro lado, no estoy de acuerdo. Es toda una nueva ola de democracias idiotas en Latinoamérica y el mundo.

El kirchnerismo pensó que el mejor adversario era Macri y lo ubicó en ese lugar, con el diario del viernes era muy difícil que Macri ganara un balotaje, con el diario del lunes yo también de haber sido asesor de Néstor o de Cristina les hubiera dicho lo mismo. Creo que sí la crítica apunta a que hubo bastante subestimación respecto de lo que podía ser un gobierno de Macri, esa crítica apunta a lo que podemos llamar el núcleo duro del kirchnerismo que en un primer momento llegaron a pensar que no era tan sustancial un triunfo de Scioli o un triunfo de Macri, esa es un crítica dolorosa. Haber elegido a Macri como adversario fue un estrategia correcta, más allá del resultado final, la subestimación fue un grave error de diagnóstico y las consecuencias están a la vista.

- ¿Cómo estás viendo estos 2 años de Cambiemos?

Lo veo preocupado, más allá de los discursos hacia el público, debe haber preocupación hacia el gobierno porque ni siquiera fue eficiente en cumplir una agenda liberal, tenemos la misma inflación que en el gobierno de Cristina Kirchner, los déficits siguen siendo enormes, el modelo se sostiene a base de deudas, lo ha dicho el propio presidente, incluso el mismo ha afirmado que no se puede sostener. Estamos yendo hacia un cuello de botella del que no se puede salir bien. El gobierno, curiosamente a lo que uno hubiese esperado, fue más efectivo en lo político y en lo cultural que en lo económico, tuvo que gobernar sin mayoría en las cámaras, enfrentándose a gobernadores que en su mayoría no eran de su color político y lo ha hecho bastante bien por supuesto desde su punto de vista, logrando las cosas que el gobierno quería lograr. Y lo cultural ha sido significativo, si en el gobierno anterior se hablaba de la batalla cultural quienes han dado esta batalla han sido los de este gobierno, se han desmoronado en muy poco tiempo un montón de principios y de valores que pensé que estaban más instalados y que iban a ser mucho más difícil de horadar. Volvieron a aflorar ciertos de tipo del sentido común liberal de la sociedad argentina que se apartan de los clásico liberales conservadores y se acercan a otros de tipo autoritario.

- ¿Qué crítica haces de esa posverdad que en realidad es la mentira, pensando en esa crítica que les hacían a ustedes respecto de 6-7-8?

Durante la administración kirchnerista se dijo que habían un montón de medios que iban a desaparecer y desaparecieron durante el macrismo. Después podemos analizar medio por medio y ver la responsabilidad de tal o cual empresario, pero creo que es de muy mala fe hablar de crisis de los medios k, creo que hay un crisis de los medios. Muchos de los medios que han desaparecido eran afines al modelo k, pero hay otros que no, como medios del grupo Clarín. Creo que hay una crisis de modelo de medios que no es de ahora tampoco. A eso hay que agregarle que las voces críticas, es harto evidente, que cada vez tienen menos espacio en los medios más importantes, terminan recortándose en algunas redes sociales con escasa influencia, eso es preocupante para los medios porque está claro que si tu posición no es la del gobierno de turno está claro que no vas a poder trabajar y eso no sucedía con el gobierno anterior, mas allá de las críticas que uno pueda hacer los periodistas que eran críticos laburaban todos, sobre todo cuando se hace en nombre de la austeridad lo cual no es ni siquiera un eufemismo, demuestra mala fe. Entiendo que hay que dar una discusión sobre la distribución de la pauta oficial, pero dársela hoy a los más poderosos lo que hace es agigantar ese poderío. Los Estados tienen la obligación de trasparentar sus decisiones pero también sumar la pluralidad de voces . Hubo un espíritu de pluralidad que no veo hoy y del que no puedo ser optimista en el futuro inmediato.

Es más lindo decir posverdad que mentira, pero esto es más viejo que la civilización occidental, pero al mismo tiempo la posverdad parece ser un fenómeno común al tiempo en el que nos informamos más por las redes sociales que por los medios tradicionales, y si te referís a la definición de posverdad es un tipo de mentiras particulares que apuntan  a la persuasión desde un conjunto de emociones o de valores previos o de prejuicios. Lo curioso es que se da en la era de internet y a través de internet, eso desemboca en el triunfo de Trump que es fruto de la posverdad, aunque yo crea que es un concepto falso. Internet que venía a democratizar, a desenmascarar, a poner a disposición archivos para desenmascarar a la mentira caen en la posverdad. Se pueden juntar 3 tipos, arman un sitio web, lanzan un serie de difamaciones sobre un gobierno o sobre una persona y por el propio modelo de internet y de los portales de comunicación, y de cómo circula esta comunicación, pueden interferir en la decisiones no solo electorales sino en las decisiones diarias de los individuos. No sé cómo se soluciona esto ni tampoco soy optimista respecto de una solución inmediata.

- La diferencia entre posverdad y mentira podría ser que la posverdad es una mentira deseada por gente que quiere leer o escuchar eso.

Si, y a partir de eso la persuasión es mucho más fácil. El prejuicio es más fuerte que el dato, me cuesta afirmarlo porque no puede comprobarse empíricamente, en todo caso gente prejuiciosa a habido desde el inicio de los tiempos, pero sí da la sensación de que está más fuerte el prejuicio que la necesidad de abrirse a una nueva información, abrirse a un espacio de dudas o de preguntas, están buscando mucho más respuestas que abrirse a estos espacios.

- ¿Cómo ves o analizas el futuro de Argentina en relación al futuro del peronismo o de Unidad Ciudadana?

Los analistas caemos en la constante de encontrar variables que nos permitan hacer pronósticos, en especial luego del último resultado electoral, por eso la gente se olvida de lo que escribimos lo que nos vuelve a dar credibilidad. Más allá de eso el camino está hoy allanado para que Macri sea reelegido, aunque por supuesto que en este país hablar de lo que va a pasar en un año y medio es delirante, la foto de hoy es esa la película puede ser otra, hablemos en un año y medio. La principal fortaleza de Macri es la debilidad actual de la oposición, hay una posición difícil de destrabar con una figura como la de Cristina Kirchner que sigue teniendo un caudal de votos importante pero que no alcanza para construir mayoría, y a su vez cualquiera que quisiera disputarle ese espacio de oposición ha sido derrotado abiertamente y de manera aplastante en la última elección. Tenés una Cristina que tiene un piso que es casi un techo con el que se le hace imposible enfrentar al oficialismo, pero no tenés otra figura aglutinante que sea capaz de acercar los extremos y lidiar con el conflicto, no me pidas el nombre porque realmente no lo sé, que pueda aglutinar a sectores del massismo, del randazismo y del kirchnerismo, de modo tal que pudieran enfrentar en un mano a mano al oficialismo en 2019. No veo solución al respecto porque los referentes de cada uno de esos espacios no tienen el afán de ceder en las pretensiones de liderazgo. Pienso en lo que sucedió en las internas del PJ provincial o en lo que sucedió la semana anterior en la que toda la oposición salió a votar en contra del Gobierno uno puede encontrar acuerdos básicos sobre algunos puntos pero de ahí a que se traduzca en una lista a nivel nacional hoy parece muy lejano.

"No estoy solo"

"Estoy haciendo radio, hay que madrugar los domingos de 7 a 9 en Radio Del Plata, después claro si alguno no se levanta tan temprano puede escuchar “No estoy solo” en Radio Cut, después nosotros subimos las notas y la editorial a la web, muchos de los editoriales que hago son publicados en mi blog o en sitios como El País digital", contó Dante Palma sobre su actual actividad como comunicador.

Involucrado en un caso de violencia de género

Respecto a una situación de violencia de género en la que se vio involucrado tiempo atrás por denuncia de su ex pareja, Palma, dijo: "Sobre eso he decidido no hablar, en algún momento hice una aclaración desde mi blog, y lo mismo que he dicho desde, en su momento al Diario La Nación: 'todo lo que se diga que lo resuelva la justicia'. No voy a entrar en ninguna polémica sobre un tema que no se puede resolver desde el enjambre de las redes sociales. Es la justicia la encargada de determinar cuál de los dos miente si yo digo una cosa y esta persona otra, que sea cuando tenga que ser, en ese momento quedarán las cosas más claras".