Ya hay 7 mil bomberas voluntarias

Virginia Laino, directora de Bomberos Voluntarios: “Hay cuarteles donde no hay mujeres porque las instalaciones no lo permiten o porque todavía es un ambiente muy masculino

Por Agustina Berardozzi (@agusberardozzi_) exclusivo para Diario Platense.- Así lo expresó la referente de la Dirección de Bomberos Voluntarios, quién además destacó la importancia de contar un lactario en las sedes y cuarteles . “Es importante tener un espacio y poner el tema de la lactancia como un derecho para las bomberas”, resaltó.


El 13 de agosto el Ministerio de Seguridad de la Nación anunció la inauguración del primer lactario del país para Bomberas Voluntarias, ubicado en la sede central de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. En la inauguración participaron la subsecretaria de Bienestar, Derechos y Géneros Sabrina Calandrón, y la directora de Bomberos Voluntarios, Virginia Laino, junto con el presidente del Consejo Nacional de Bomberos Voluntarios, Carlos Alfonso.

En diálogo con Diario Platense, Virginia Laino contó cómo se inició esta propuesta y reflexionó acerca de la importancia de promover la paridad de género en el ambiente bomberil.  En este momento, en el Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios hay 43.000 bomberos voluntarios, de los cuáles solo 7.000 son mujeres. Hay mujeres dirigentes, hay mujeres jefas de las brigadas. Pero falta todavía más espacio de acompañamiento para que las mujeres se animen a formar parte de este cuerpo”, relató la Directora.

- ¿Cuánto hace que sos Directora de Bomberos Voluntarios y cuál es tu trabajo allí?

- Estoy en la Dirección desde  diciembre del 2015. Me convocó el Secretario de Articulación Federal de la Seguridad, Gabriel Fuks porque nos conocíamos. Él fue el presidente de Cascos Blancos y yo estuve trabajando ahí. Además, tengo una trayectoria de casi 20 años como trabajadora humanitaria de la Cruz Roja Internacional.

La Dirección de Bomberos Voluntarios del Ministerio de Seguridad de la Nación gestiona, en principio, todo el subsidio nacional que sostiene el sistema de bomberos voluntarios. Bomberos Voluntarios es una organización de la Sociedad Civil que recibe, por medio de la Ley 25.054, un subsidio que está destinado a la capacitación, el funcionamiento, el equipamiento y las herramientas. La Dirección se encarga de aplicar esa Ley. Además  pusimos en funcionamiento líneas de gestión más técnicas que no tienen que ver directamente con el dinero. Una de esas líneas está relacionada con la promoción e integración de géneros y diversidad en el sistema bomberil.

- ¿Cómo surgió puntualmente la idea del lactario?

- Participo en una organización que promueve la lactancia materna y soy  mamá de una nena de 3 años. La inquietud surgió desde mi experiencia personal;  en no haber contado, en mis lugares de trabajo, con espacios para poder tener una lactancia segura y acompañada. Parte de las políticas de promoción de los derechos de las mujeres en el Sistema de las Fuerzas Federales  tiene que ver con crear espacios donde las mujeres tengan sus derechos reconocidos sin que eso afecte en su práctica laboral.

Cuando asumí en Bomberos, me encontré con que  había muchas mujeres empleadas con bebés chiquitos volviendo de las licencias por maternidad que me dijeron que no había lactario. Entonces nos comprometimos, junto a las autoridades de bomberos, a generar este espacio.   

 El año pasado, en el marco de la Semana Mundial de la Lactancia la subsecretaría de Género del Ministerio de Seguridad, con el apoyo de la asociación civil Argentina Puericultura, hicieron un manual sobre cómo promover la lactancia y como abrir espacios para la lactancia en las sedes de las Fuerzas Federales. Ese cuadernillo lo compartimos también con el Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios. A raíz de eso, para esta semana de la lactancia, decidieron habilitar un lactario de la Sede Central de las oficinas en la Ciudad de Buenos Aires, esperando que esto también inspire a las Federaciones Provinciales y a los cuarteles.Es importante tener un espacio y poner el tema de la lactancia como un derecho para las bomberas.

- ¿Cómo es la paridad de género en un ambiente como este, donde históricamente fue “visto” como de varones?

- Las emergencias en general siguen siendo ámbitos muy masculinos, dónde de a poco hay más espacios para las mujeres. De hecho, cuando empecé hace 20 años en el mundo humanitario, éramos muy poquitas. En este momento, en el Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios hay 43.000 bomberos voluntarios, de los cuáles solo 7.000 son mujeres. Hay mujeres dirigentes, hay mujeres jefas de las brigadas. Pero falta todavía más espacio de acompañamiento para que las mujeres se animen a formar parte de este cuerpo.

- ¿Hay otros proyectos destinados a las mujeres y poder visibilizar otras cuestiones?

- Si, con el Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios tenemos un equipo de trabajo en todo lo que tiene que ver con la aplicación de la Ley Micaela. En muy dispar la integración de mujeres en Argentina. Imaginate que son más de 1.020 cuarteles de bomberos y bomberas voluntarias de todo el país, y hay cuarteles donde las mujeres tienen equidad y hay derechos reconocidos y hay cuarteles donde no hay mujeres porque las instalaciones no lo permiten o porque todavía es un ambiente muy masculino en la dirigencia. Pero de a poco va cambiando.

La problemática es amplia e incluye que la compra de equipamiento tenga previsto los talles más chicos para los cuerpos femeninos, que haya espacio para vestuarios para que las mujeres también puedan ser bomberas. Además de todo el trabajo de cambio cultural que hay que hacer. Pero hay mujeres bomberas que manejan autobombas, que están en las ambulancias y eso hasta hace unos años, era totalmente impensado.